NACEMOS SOLAMENTE CON LOS INSTINTOS BÁSICOS... EL RESTO DE LA VIDA ES UN APRENDIZAJE CONTINUO.